Perros abandonados en verano: ¿qué hacer si me encuentro uno?

Nos parece fundamental que, en esta época tan propensa al abandono, nuestro usuarios sepan qué pueden hacer para socorrer a un animal necesitado en plena calle…

___________

Fuente: Eroski Consumer

perro abandonado

Más de 109.000 perros fueron abandonados por sus dueños en España, solo durante 2010

Comprobar si el perro tiene microchip y ofrecerle agua son pautas a seguir cuando se encuentra un animal desamparado en vacaciones

Un perro que vagabundea por la calle en verano está expuesto a peligros como atropellos, malos tratos o padecer hambre y sed. Los perros abandonados por propietarios crueles dependen por completo de la actitud de las personas que les encuentran para salvar su vida y tener oportunidad de encontrar un nuevo hogar. Sin embargo, algunas dudas asaltan a quienes hallan un can desamparado en vacaciones: ¿qué hago con el perro abandonado?, ¿cómo puedo acercarme al animal?, ¿dónde acudir con el can rescatado? o ¿cómo actuar si decido quedarme con él?

Por desgracia, todavía hay quien abandona a su perro en verano, muchas veces con el fin de evitarse supuestas dificultades y problemas a la hora de planificar sus vacaciones. Esta práctica cruel y deplorable está castigada con un máximo de tres años de cárcel.

Según el último estudio de la Fundación Affinity sobre abandono de animales en España, no se abandonan más animales en verano, aunque el porcentaje de perros recogidos durante el segundo cuatrimestre del año (a partir de junio) sí es algo superior que durante el resto del año. Un total de 109.074 perros fueron abandonados en España, solo en 2010, según este informe.

Por otro lado, este estudio revela que los ayuntamientos y sociedades protectoras españolas recogen, a diario, 400 perros y gatos de la calle. “España aún es un país con un grave problema de abandono de animales. Si las protectoras recogieran todos los animales que les llegan no darían a basto”, comenta Arancha Sanz, abogada de la Sociedad Protectora de Animales y Plantas de Madrid (SPAP).

¿Qué hago con el perro abandonado?

El perro que vagabundea por la calle porque ha sido abandonado por sus dueños, necesita ayuda. El animal depende de las personas para tener refugio, alimento, agua y la atención sanitaria que pueda precisar. La vida del can abandonado en vacaciones corre riesgo si no recibe ayuda.

Por otro lado, es posible que el perro se haya extraviado y sus dueños lo estén buscando. Por ello, conviene acercarse o consultar sobre sus dueños en la clínica veterinaria más cercana al lugar donde se halle el animal. Los doctores podrán comprobar si el perro lleva microchip que ayude a localizar a sus propietarios. La lectura de este pequeño dispositivo, que está colocado bajo la piel del cuello del animal, es gratuita. Y, en caso de que el perro esté extraviado, podrá volver a casa con sus dueños.

Además, un can desorientado que vaga por la carretera puede suponer un peligro para los conductores. Un animal que se cruce delante de un coche puede originar un accidente de graves consecuencias. Todas estas razones explican la importancia de comprometerse para poner a salvo al perro abandonado.

¿Cómo puedo acercarme al animal?

Un perro abandonado en verano, sobre todo si lleva varias horas (o días) vagando, necesitará agua. Los perros son más sensibles que nosotros a las altas temperaturas, a las que no pueden hacer frente igual que las personas. El can no puede sudar, y su alta temperatura corporal (39ºC) le sitúa con facilidad al borde de un mortal golpe de calor.

Por ello, si se tiene agua disponible, es importante ofrecérsela al perro para que beba. En caso de notarle muy acalorado (porque el can jadee de manera acelerada, y se le note débil) es recomendable remojar su cuello, así como colocarle en una zona con sombra.

Tanto si necesitamos llevar al perro a una clínica veterinaria cercana, como si debemos mantenerlo a nuestro lado hasta que llegue algún servicio de recogida de animales, habrá que ganarse su confianza. Pero no siempre es fácil acercarse a un perro asustado, desorientado y traumatizado porque no encuentra a sus dueños.

Lo importante a la hora de acercarse a un perro abandonado es hacerlo con tranquilidad, sin hacer movimientos bruscos o levantar la voz. Hay que procurar que el animal no se asuste porque puede huir y sufrir un atropello. Si se le ofrece agua y algo de comida, es probable que el perro se sienta más protegido y seguro.

¿Dónde acudir con el can rescatado?

Una clínica veterinaria puede ser una buena opción para acudir con un perro abandonado en verano, tanto para comprobar si tiene microchip, como para que nos faciliten el teléfono de un centro de recogida de animales de confianza. También existe la opción de que la persona que encuentra al animal lo lleve en coche a un albergue de animales.

Los servicios de recogida de animales abandonados son escasos. Por ello, en caso de no poder acompañar al perro a un centro de adopción donde lo acojan, existe la opción de llamar al teléfono gratuito 062, del Servicio de Protección de la Naturaleza de la Guardia Civil (Seprona), o al número 112.

¿Cómo actuar si decido quedarme con él?

La alternativa de quedarse con un perro que se ha encontrado abandonado es estupenda, siempre que la adopción sea responsable. En cualquier caso, hay ciertos trámites necesarios antes de lograr convertirse en los dueños legales del perro. Entre ellos, denunciar ante la policía el abandono del perro.

Si, transcurridos quince días, nadie reclama la pérdida del can, el adoptante podrá iniciar los trámites para inscribirse como nuevo propietario del perro. Puede ocurrir que el animal tuviera microchip. Entonces, hay que dar de baja los datos que contiene e implantar otro con los datos de los nuevos dueños.

Una vez que el perro está en casa, es recomendable llevarle al veterinario para llevar a cabo un chequeo. De esta manera, se podrá comprobar si el perro está desparasitado de manera interna (parásitos intestinales) y externa (pulgas y garrapatas), así como su estado general de salud.

¿Hay que eutanasiar a los perros de la perrera?

La asociación RECAL nos pide que nos hagamos eco de la difícil situación en la que se encuentran debido a inexplicables cambios ideológicos de los políticos de Almendralejo. Se les obliga a eutanasiar a sus animales acogidos pese a no incumplir el acuerdo previamente pactado, que les permitía mantenerles con vida…

___________

Desde sus comienzos hace 15 años, la asociación protectora de animales de Almendralejo, RECAL, ha mantenido muy buenas relaciones con todos los grupos políticos que han dirigido el municipio en una u otra legislatura.

Fue el actual Partido Popular de Almendralejo quien llevó a la práctica la firma de un convenio de colaboración con RECAL en la gestión de la Perrera Municipal, mediante el cual, RECAL recibió una subvención de más de 40.000 € para la construcción de un patio de esparcimiento para los perros albergados. Dicha obra no ha costado un solo euro a los ciudadanos almendralejenses, ya que fue financiada en su totalidad por parte de dos asociaciones KOERBECHEN -GESUCH (Alemania) y GREYHOUNDS IN NEED (Inglaterra). Al PP se lo hemos de agradecer.

1a salida con los perros al patio treinta y trés

Foto tomada en la primera salida al patio de con perros

Fue Miguel Cansado, de IU, quien destinó una parcela en el Polígono Ganadero para la actual Perrera Municipal de Almendralejo, y a él se lo hemos de agradecer.

Fue el Partido Socialista de Almendralejo, siendo alcalde Jose María Ramírez, quien propuso que no se sacrificara a ningún perro habiendo espacio en la perrera, y a él se lo hemos de agradecer.

Desde entonces, desde esta propuesta anteriormente referida, la perrera dejó de ser un matadero y se convirtió en un lugar de paso de animales destinados a ser dados en adopción.

A día de hoy ya son más de 3.000 los perros y gatos que han encontrado un nuevo hogar gracias a la buena colaboración de RECAL y el Ayuntamiento de Almendralejo, se rigiera por quien se rigiese.

En el Pleno Municipal del pasado lunes día 30, dos grupos políticos, PSOE e IU, manifestaron que no se estaban cumpliendo las Ordenanzas Municipales en cuanto a animales de compañía se refiere, más concretamente, que no se estaban cumpliendo los plazos para el sacrificio.

Si de políticos es olvidar, es obligación de las asociaciones y colectivos recordar.

La actitud del actual representante de IU no extraña en absoluto a la protectora, ya que en anteriores ocasiones se ha mostrado partidario del sacrificio, sobre todo una vez terminada la temporada de caza, para que todos los galgueros pudieran entregar a sus perros desechados. Hemos de recordar que Santiago Fernández fue presidente de la Sociedad de Galgueros local “José de Espronceda”. La protectora no entiende por qué tienen que cargar los ciudadanos almendralejenses con el gasto de eutanasiar a estos pobres galgos para beneficio de unos pocos.

Ya pasaron los años en que esto era así y muchos galgos morían una vez terminada la caza sin ni siquiera una oportunidad.

Desde que RECAL gestiona la perrera, 800 de estos animales han encontrado un nuevo hogar, y están disfrutando de una jubilación merecida.

¿Ahora quieren volver a imponernos la muerte de estos animales?

Ariada pelada

Ariada. Debido a la gran cantidad de nudos que tenía tuvimos que pelarla.

ariada en la playa

Ariada adoptada en Alemania

Y en cuanto al Partido Socialista ¿por qué, si el representante del PSOE fue el promotor y partidario de no sacrificar, ahora exige que esto se lleve a cabo habiendo sitio en la perrera?

Desde RECAL no entendemos este cambio de posición con respecto a nuestro colectivo cuando lo único que hacemos es trabajar y trabajar para que a los animales abandonados se les dé una nueva oportunidad.

Entenderíamos que desde el Ayuntamiento se nos dijese que debido a la crisis habría que recortar comida para los animales, y para que esto no suceda, RECAL contribuye con 153,00 € semanales en comida para cachorros (provenientes de donaciones desde Alemania). Y, hace un mes la asociación compró 500,00 € en pienso para ayudar con la alimentación de los adultos (también desde Alemania se sufragó este gasto)

Hasta el día de hoy, el importe de las donaciones efectuadas por RECAL a la perrera municipal en lo que va de año asciende a 5.000 €. Todo ello siendo justificable mediante facturas y fotografías.

Los citados partidos argumentan que hay perros sueltos por la ciudad. El lacero municipal está haciendo su trabajo y recoge a cuanto perro abandonado ve, aunque existen casos extremadamente difíciles de perros que no se dejan capturar y exceden nuestras posibilidades.

También argumentan que no hay sitio en la perrera. RECAL es consciente de que hay un número limitado de animales que se pueden albergar, este número idóneo es entre 100 y 120 animales.

Hace dos semanas, se excedía este número y se procedió a la eutanasia, con motivo de hacinamiento.

Siempre y cuando el número de animales albergados no sea viable, se procederá del mismo modo. Por un lado, no es económicamente sostenible. Y por otro, si existe hacinamiento los perros se vuelven agresivos y esto se traduce en malestar y en peleas.

A día de hoy, en la perrera hay 126 animales, pero 15 de ellos están reservados pendientes de salir: 8 galgos para el extranjero, 3 perros mestizos para Alemania, 2 cachorros mestizos para Finlandia y dos mastines y un cachorro para tres localidades españolas, Murcia, Barcelona y Sevilla.

joy en otra cama

Joy encontró un nuevo hogar en Alemania tras 3 años de espera en la Perrera Municipal de Almendralejo

Con lo cual, en la perrera se mantiene el número correcto de animales.

Como queda de manifiesto, RECAL es consciente de la problemática y trabaja para que la situación sea óptima en la perrera.

La protectora nunca entendería el sacrificio de perros injustificado, simplemente porque hayan transcurrido los 20 días que marcan las ordenanzas para acabar con sus vidas. Ha habido perros que han necesitado de dos años de estancia y finalmente han conseguido un nuevo hogar.

Desde RECAL, queremos transmitir un mensaje de calma política. No queremos vernos inmiscuidos en riñas o rifirrafes por intereses de gobierno o de querer gobernar. Sólo queremos hacer nuestro trabajo, colaborar como hemos estado colaborando siempre con el partido que nos tocase en suerte. RECAL no es de ningún color, RECAL única y exclusivamente lucha por los animales.

Por último y no menos importante, un recordatorio: No se admiten perros con dueño en las instalaciones de la perrera. Cada cual es responsable de su animal y ni RECAL ni el municipio de Almendralejo va a costear alimentación y cuidados que corresponden a los propietarios. No es motivo para llevar a un animal a la perrera el que el perro ladre, suelte pelo o nos vayamos a ir de vacaciones. En nuestra ciudad existe una residencia canina, la perrera no es para esto. Sólo se admitirán casos concretos por motivos humanitarios, como por ejemplo, ancianos ingresados en residencias, alergias a los animales diagnosticadas y justificadas por facultado competente, etc.

carmen con su mantita

Carmen, perra adoptada, durmiendo tranquilamente en su cama

Bueno, pues a ver si, como a Carmen, nos dejan dormir a pierna suelta y esto de las eutanasias queda en una simple mala idea.

Gracias

Unos 6.000 perros y gatos abandonados en Fukushima sobreviven gracias al único superviviente de la zona

Aunque ya casi nadie se acuerde de ello, una de las mayores catástrofes de la historia de la humanidad tuvo lugar hace poco más de un año en Fukushima, cuando un terremoto, un maremoto y la posterior fuga de su central nuclear acabó con buena parte de su población y forzó al desalojo total de la zona. Sólo se quedó una persona, que decidió arriesgar su vida para salvar la vida de la infinidad de mascotas abandonadas…

___________

Fuente: Asturias Verde

Los humanos fueron desalojados del área contaminada por la radiación; pero tuvieron que dejar a sus mascotas que ahora vagan perdidas; aunque no todas, algunas han tenido la suerte de ser recogidas por Naoto Matsumura, el último hombre de Fukushima.

Naoto Matsumura

Naoto Matsumura


Las imágenes de dos perros y un gato entrando en las áreas afectadas de la central nuclear han hecho saltar las alarmas.

En Fukushima la población pasó de unos 16.000 habitantes a sólo uno Naoto Matsumura, un campesino descendiente de varias generaciones de campesinos del lugar. La evacuación se llevó a los humanos; pero dejó a los animales. El ganado estabulado de las grandes granjas fue el que peor suerte corrió ya que la mayoría murió de hambre.

Naoto Matsumura de 53 años se negó a obedecer las órdenes del gobierno, lo cual ya es algo fuera de lo común en la muy disciplinada cultura japonesa; y se quedó en su casa con su perro Aki, aun con el enorme riesgo de contraer cáncer debido a los elevados niveles de contaminación. Al principio su intención fue la de quedarse en su casa, cuidando de sus animales y granja; pero sus vecinos le pidieron que cuidara de sus gatos durante la evacuación. Después fueron llegando otros animales perdidos y poco a poco Naoto fue haciéndose cargo de los numerosos perros, gatos, algunas vacas que se habían escapado, caballos y diversos animales (incluido un avestruz) que se habían visto forzados a quedarse en medio de la tierra contaminada por el desastre nuclear.

Naoto Matsumura permanece dentro de la zona de exclusión, sin electricidad, ni agua corriente y desafiando la soledad y la amenaza constante de la exposición a niveles elevados de radiación para alimentar a una colección de animales.

Naoto Matsumura tiene un canal personal en Youtube donde publica algunos vídeos que ha realizado él mismo sobre su vida y cómo cuida de los animales o de los desastres causados por el terremoto en su pueblo; ya que no se puede olvidar que horas antes del desastre nuclear Fukushima fue también golpeada por el terremoto y devastador maremoto.

Aquí tenéis dos vídeos de su canal de Youtube. Impresionantes…